Guirlanda ENFYS personalizada

Aquellos momentos cuando no sabes donde te lleva la creatividad y empiezas a hacer pruebas y pruebas y pruebas. Y…baaam, encuentras inspiración. Como enrollar un hilo encima del otro de una manera perfecta sin que se suelte. Me encanta! Y encima crear algo que guste mucho y que funccione.

Es entonces cuando sientes como todo tu cuerpo se empapa de una ansia viva en empezar a probar, como una explosión de ideas está inundando tu cabeza.

Pero…no se pueden hacer tantas cosas a la vez (ojalá) y es cuando te fijas en el rincón de los proyectos empezados, una montaña enorme y que todos han salido con la misma ansia, eh. Algunos han visto la luz y otros aún se encuentran en espera.

Pero este, este tiene que salir ya. Da igual si estás cansada de todo el día de trabajo, niños, cenas, baños, deberes….eso da igual. Va a salir. Aúnque mañana toca madrugar, cole, agenda, horario, corre para un lado corre para otro y sabes que vas a ir como teledirigída, porque claro, te quedas hasta las 3 de la madrugada para sacar de tu cabeza ese modelo…si si.

Y lo he sacado. Me siento feliz. Felicidad que quiero compartir con tod@s vosotr@s.

Gracias por estar aquí!

Anuncios

Zapatillas de crochet amorosas.

Estos días, con la creatividad de subida y con el #algodónpeinadoxl de @casasol.filicor entre las manos, me he empapado en tejer “a ganchillito” como digo yo.

Os tengo acostumbrados a proyectos medianos/grandes tejer con las manos o como mucho con la aguja de ganchillo del 6.

( descubre de lo que estoy hablando en mi cuenta de instagram @iuliacimpian)

Que ha pasado amiguis?

Pues nada, que he descubierto lo mucho que se puede disfrutar dibujando formas con la aguja de ganchillo del 4.

Zapatillas para todo el mundo!!! Estas son de las buenas, que te pegan el amor desde los pies a la cabeza. De las que la lavadora les encanta y se relajan en el sofá un domingo por la tarde con una súper peli y palomitas….mmmmm.

Ya te estás imaginando en el sofá con alguien, verdad?.

Con la mantita tapadit@ y los bollitos saltandote encima con sus juguetes simulando un ataque aereo. Miradas complices entre tu pareja y tu deseando que se haga la hora de que los “minis” se vayan a dormir y así recuperar un poco de calma.

Todo esto en un cuadro familiar, en tu hogar, con unas zapatillas de algodón tejidas con mis manos. Me encanta!

Para tejer estas mini zapatillas, he utilizado un cuarto de cono (diría yo) del algodón peinado de Casa Sol y la aguja del número 4. He hecho bastantes pruebas ya que cada vez que intentaba tejer el par , nunca me quedaban iguales entre ellas. Así he descubierto que de un cono te salen tres unidades del número 40/41. Osea que con 8€ del material y lo que cuesta la aguja te puedes tejer tus zapatillas en casa. Esto si, siempre que el patrón sea el adecuado.

Me queda un poco más de recorrido para sacar el patrón. Al ser un esquema matemático me resulta bastante complicado trasformar un trabajo intuitivo en algo tan generalizado como un patrón.

Cada persona teje de una manera, con una intensidad própria y a la hora de tejer estas zapatillas, la intensidad es uno de los puntos clave para que te salgan las dos iguales.

Estoy trabajando en ello. En cuanto la tenga váis a ser los primeros en saberlo…prometido!

Mientras tanto si te puede la ánsia y las quieres ya,puedes pedir las tuyas ❤️ o las de tus personas especiales. Por encargo. Yo encantada de tejerlas especialmente para ti.

Feliz día amores!